Llapingachos de Ambato, en el Monito Peralvo del Mercado Central de Ambato

Ven y disfruta de los mejores llapingachos en Ambato. Adicionalmente podrás saborear otros platos tradicionales de la sierra ecuatoriana. Con 80 años de experiencia guardando la tradición gastronómica.
 
 
 
 

¿Qué debes saber?

  • Este local ofrece llapingachos, yahuarlocro, caldo de gallina, caldo de patas. Siendo el plato estrella el tan tradicional Llapingacho.
  • El precio regular de los platos es de 2,50 dólares, pero nos cuenta con humildad que a veces vienen personas que no tienen el valor completo y les “acomoda” el plato al dinero que tienen. Sin duda, esas acciones se dan en personas que más allá de lucrar buscan servir a todos. 
  • Los horarios de atención son de lunes a domingo, de 8 a.m. hasta las 4pm.
  • Aproximadamente le visitan diariamente de 150 a 200 personas diariamente. Es decir, atienden aproximadamente a 6.000 personas mensualmente.
  • Dirección: 12 de noviembre y Marieta de Veintimilla, en el Mercado Central de Ambato - Tungurahua

Monito Peralvo - Mercado Central de Ambato

Tiene 31 años, es un comerciante que se dedica a elaborar deliciosa comida típica en su emprendimiento llamado “El monito Peralvo”. Su emprendimiento se remonta 4 generaciones atrás, con los afamados y suculentos Llapingachos.

Nos cuenta que esta tradición empezó 50 años atrás, con los tíos de sus abuelos, cuando ese sitio era una plaza y era la parada del ferrocarril.

Desde ahí nace este emprendimiento y tradición familiar que luego pasó a sus abuelos - quien se hizo conocido como el “monito peralvo” (porque era de la Costa ecuatoriana), su madre, hasta que falleció, y que él, ahora, la lleva con mucho orgullo y esfuerzo.

Así que incluso le ha hecho una marca que tiene proyecciones para crecer a nivel nacional.

Nuestro emprendimiento contribuye al turismo, porque nuestra gastronomía es deliciosa y la gente nos reconoce local y nacionalmente. Además rescatamos la gastronomía ancestral, para que no se pierdan las recetas de nuestros antepasados. Nos cuenta, Julio.

En el “Monito Peralvo” han degustado nuestros platos presidentes, alcaldes, personalidades.

Nos cuenta que en algún momento llegó una televisora a entrevistarlo y lo confundieron con su abuelo, pensaron que Julio era el “monito Peralvo”, a lo que él modestamente les explicó que no era él, que ese era una tradición familiar y a quién pertenecía el apelativo del emprendimiento.

Llapingachos del Mercado Central de Ambato

Julio se siente orgulloso de los Llapingachos, porque es un plato referente de Ambato, porque continúa con esa tradición.

Nos cuenta que este plato nació en las alturas de Tungurahua, más arriba de Mocha, por Urbina. Nos habla con total solvencia de que él incluso tiene la historia que avala el nacimiento del llapingacho. 

Está buscando expandir su negocio, para que puedan ubicarlos también en otras partes de la ciudad y del país, para que su tradición pueda ser apreciada por toda la gente.

Compartir: